Facebook Twitter Google +1     Admin

El nuevo progresismo

por tribunachilena el 14/01/2007 10:38, en Opinion

escrito por René Dintrans   
sábado, 13 de enero de 2007
Leí en el Mercurio (1), la publicación de un documento exclusivo, en el cual dos connotados políticos de la alianza de gobierno, nos ponen sobre aviso, sobre la síntesis de dos corrientes políticas antaño irreconciliables adversarias y que hoy, Dios mediante + el exitoso experimento político llamado Concertación de Partidos Por la Democracia, bien podría significar en el breve plazo, una sólida corriente que pudiera materializarse en un partido que recoja lo mejor de cada uno. El Partido Concertación.

La fotografía que ilustra la publicación, muestra a la pareja de exponentes en pantalones cortos. Van sentados sobre una lancha con motor fuera de borda. Se siente el ruido de muchos caballos de fuerza revoloteando sobre el mar azul que tenemos como fondo. Sus rostros, aparte de reflejar una larga amistad, tienen sonrisas apenas insinuadas de satisfacción, de saberse políticos serios y sistemáticos en su desempeño, conocidos por sus aportes a la construcción del Chile que hemos visto en estos años de gobierno, de la más exitosa alianza que haya tenido jamás en toda su historia republicana.
 
Es de sinceridad reconocer, que no entendí nada a la primera lectura. Ya en la segunda, comprendí que por ese camino no iba a encontrar la síntesis de esa visión que quería en ese momento a toda costa entender. Como es mi costumbre en estos casos, me fui derechito a las frases estructuradas, para desde esa posición, descubrir las claves y luego proyectarlas o inferirlas, de modo de dibujar el eje de esta curiosa propuesta, exclusiva por lo demás, y que nos las entregan en bandeja de plata, bajo el patrocinio del decano de los diarios de Chile.
 
Recogí los siguientes grupos de frases:
 
“En la era de la globalización y la posguerra fría, ambas ( social democracia y social cristianismo) están llamadas a converger en una síntesis superior, para dar respuesta a los nuevos desafíos del siglo XXI.”
 
“Ambas corrientes filosóficas y políticas tienen en común una profunda raíz humanista, la una de origen laico y la otra de origen cristiano. La colaboración y la convergencia entre ambos humanismos aparecen como una de las claves para hacer frente a la gran tarea de comienzos del siglo XXI: humanizar la globalización y favorecer el entendimiento entre civilizaciones y culturas diversas.”
 
“¿No es acaso la "Concertación de Partidos por la Democracia" la anticipación de esta nueva convergencia entre socialismo democrático y democracia cristiana, en la realidad de Chile y América Latina?”
 
“Nos mueve, sin embargo, una profunda convicción en torno al tremendo potencial de esta nueva concertación, a partir de nuestras propias historias: historias personales y colectivas...”
 
“Los nuevos desafíos de una sociedad más moderna y abierta exigen una permanente renovación del ideario político para interpretar el mundo que viene y que nosotros mismos hemos contribuido a formar. Debemos no sólo perseverar en el camino que estamos siguiendo, sino profundizarlo y proyectarlo con audacia.”
 
“...buscar nuevas formas de representar a la ciudadanía que no quiere el conservantismo ni el neoliberalismo.”
 
 
 
¿Y ahora, qué podré hacer con estas tremendas verdades, cómo barajo el naipe?
 Nada mejor que reconstruir un diálogo:
 
- ¿José Antonio, te das cuenta que hemos hecho historia? –
 
-  Desde luego Ignacio, hemos hecho lo que nadie mejor que nosotros podría haber hecho. Hemos posibilitado el desarrollo revolucionario del capital, lo que el propio Marx admiraba tanto del capitalismo que sí que conocía, y lo hicimos, sin olvidarnos del énfasis en lo social –
 
-Tenís razón José Antonio, en Chile la Izquierda es fuerte y la Concertación ha tenido la virtud de controlarla. –
 
-Tanto es así Ignacio, que los tipos grandes confían más en nosotros que en los infantes de Chicago. Paradójicamente, les damos más confianza. Aunque te aseguro que nos respetan, nos respetan. –
 
- Obvio, Harvard ha hecho la diferencia. Eyzaguirre y Velasco, son sólidos y nosotros debemos encargarnos de que la gente entienda este tremendo esfuerzo. –
 
- No solamente la gente, hay un sinnúmero de inversionistas que se viene con la globalización, ellos cuentan con la capacidad nuestra de gestionar,
 con nuestra experiencia, ellos no arriesgan así nomás. –
 
- Ciertamente, tenemos el deber de ser lúcidos. Debemos tener el ánimo de gestionar este nuevo Chile. –
 
- Claro, tenemos posicionada la marca Concertación, no hay para qué meterse en las patas de los caballos, la gente seguirá votando por nosotros aunque hagamos de la noche, el día. Lo que importa es la gestión.
 
- Hacer algo diferente José Miguel, sería ser pendejo desde la pé hasta la o. –
 
- Buena, ja, ja.


¿Buscas algo?

Utiliza este buscador:

Si no encuentras lo que buscas escrbenos un comentario.

Enlaces

Algunos sitios recomendados

    Secciones

    Todas las secciones del blog